4.6.09

Sumisión

La naturaleza oscura de tu cuerpo
De sus gemidos,
De la presión indescriptible sobre mi humanidad
Obliga a doblar de nuevo las manos,
Hundirse en el aroma de tu piel.

La inútil oposición a tu fuerza,
Que no domina mi cuerpo, sino mi alma,
Mi voluntad

Respiro profundo tu aliento avasallador,
Me hundo en la potencia de tu abrazo
Y empequeñezco al tacto de tus manos.

La piel se abre perceptiblemente
Desde el poro más insignificante
Hasta las comisuras, que dejan de serlo
En perpetua expresión de sorpresa, de gozo,
De lamento apasionado, de clamores de ansiedad,
De humedades en desbandada.


4 comentarios:

Konnie Darko dijo...

Parece que hoy el aroma, la piel, los abrazos son los temas para blogs. Yo no tengo un tema asi... pero ese escrito es muy bueno ¿es tuyo?... es realmente bueno.

Saludos.

LAGARTO dijo...

yeahh esta muy bueno me quedo con esto

La inútil oposición a tu fuerza,
Que no domina mi cuerpo,
sino mi alma,
Mi voluntad

es de rente tan neto...

saludos

Kiddo dijo...

Mi querida Konnie Psique.

Todo lo que se escribe en este blo sale de las entrañas directo a la pluma de su servilleta (alias Kiddo), cuando se recurre a palabras ajenas se les da el crédito correspondiente o las comillas merecidas.

Gracias pro seguir leyendo estas locuras.


Lagarto.
Sin duda a veces la voluntad se pierde bajo el influjo opresor de una persona que nos impone su personalidad, y que dificil es salir de ese influjo.

Un abrazo hermano.

Zigurat dijo...

¡cha! ¿y el video? ya no esta. ´Muy buena canción